spot_img

La publicación agraria líder

lunes, febrero 26, 2024
spot_img
InicioCerealEl precio del cereal nos lo dicta el puerto

El precio del cereal nos lo dicta el puerto

Aunque a estas alturas se tiene una visión bastante clara de cómo va a ser la campaña en España, en el resto del mundo la incertidumbre es mayor. “Sí se puede decir que nuestro entorno europeo va a tener una producción similar o ligeramente superior a la del año pasado”. Así lo señala José Manuel Álvarez, secretario general de la Asociación de Comercio de Cereales y Oleaginosas de España (Accoe), para quien “lo que está claro es que la disponibilidad de cereal para el mercado va a ser la misma, y que por tanto la tensión de los mercados no puede ser elevada”.

“El problema que tenemos es que el puerto te da el precio”, una realidad que impide que las bajas producciones locales se traduzcan en un alza del precio, como asegura Álvarez.

De la misma opinión es Agustín de Prada, director general de la Asociación de Fabricantes de Piensos Compuestos, Asfacyl. La entidad celebrará el 18 de julio, en Soria, una reunión de sus responsables para valorar “de forma real” la cosecha de cereal en Castilla y León. “Se trata de un encuentro nacional que todos los años tiene lugar en Castilla y León”, recalca De Prada.

Asfacyl cuenta con 51 empresas asociadas en Castilla y León, que suman el 85% de la producción de pienso en la comunidad. Incluye cooperativas y todo tipo de empresas, grandes y pequeñas, “todas ellas instaladas en el medio rural”, como señala su director general.

Un mercado global

Lo que desea la asociación “es que en la comunidad haya buenas producciones; que haya mercancía que se pueda traducir en la disponibilidad de materias primas para la elaboración de piensos”. “No podemos dejar de trabajar porque nuestro cliente, que es el ganado, come todos los días”, reitera. Apunta que estamos en un mercado global, “para bien o para mal”, y que España -no así Castilla y León- es un país deficitario de materias primas, “por lo que depende del puerto”.

“Cuando hay cosecha en Ucrania o Francia el precio para el agricultor lo va a poner el mercado, por aplicación de una ley tan antigua como la de la oferta y la demanda”. Como consecuencia, el agricultor no va a recibir más dinero por su grano por el hecho de estar físicamente más cerca de la fábrica. “Eso no le ayuda a cobrar más porque todo el mundo dispone en todo momento de toda la información, y es muy real”.

NOTICIAS RELACIONADAS
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img