spot_img

La publicación agraria líder

jueves, abril 18, 2024
spot_img
InicioCerealLas siembras de cereal en Castilla y León avanzan bien, con el...

Las siembras de cereal en Castilla y León avanzan bien, con el condicionante de las lluvias

El precio de los cereales inició semanas atrás una escalada que era impensable entonces, para satisfacción del agricultor. También se puso a llover, de manera que las labores de preparación de terreno y la sementera han ido adelante como deben.

Solo falta que las nubes den una pausa en algunas comarcas de la región, en las que hay más humedad, para que sea posible rematar la siembra de los trigos de otoño. “Casi seguro que con lo que ha llovido tengamos suficiente hasta febrero”, confía satisfecho, José María Santos, responsable del departamento de Agricultura e Innovación de Urcacyl. La humedad y las temperaturas suaves han favorecido, además, que esté mucho ya nacido. “Nacido y muy bueno”, subraya Santos. Quien sembró temprano, después de las primeras aguas, ha salido mejor parado.

Sí es cierto que la pluviometría ha sido mayor y menor según zonas, con sus consecuencias. Javier Rodríguez, técnico de Grupo AN, diferencia entre el centro y norte de Zamora, León y Palencia -donde ha precipitado más- respecto al sur de Burgos, centro y sur de Valladolid y Segovia.

En lugares con lluvias copiosas ha habido problemas para entrar. En los regadíos leoneses, ocupados hasta tarde con maíz y remolacha, no está claro que vaya a ser posible poner todo el cereal que preveían hace dos meses, opina Rodríguez.

Honorato Calleja, presidente de la cooperativa vallisoletana Valle Esgueva, atestiguaba este pasado martes que ya habían casi terminado con la sementera del trigo. “Estamos esperando a ver si levanta y nos deja seguir”, comentaba refiriéndose a la niebla que persistía pasada la media mañana.

“Hasta aquí se ha hecho muy bien”, concluye el presidente de la cooperativa del sur de Valladolid Cocetra, Armando Caballero, aunque esta semana no han podido tirar ni un grano de semilla. Los trigos y centenos están casi acabados y han empezado con la cebada. El agua, y las nieblas que no dejan orear al terreno, solo ha permitido que alguno saque la vertedera. “No se puede hacer nada casi ni por arriba ni por abajo…”, apunta.

En Zamora estaba todo parado al inicio de esta semana. Acababan de caer entre 20 y 30 litros más en dos días, así que no se podía sembrar ni echar herbicida, contaba el técnico de Cobadu José Crespo. Estaban ya poniendo cadenas a las máquinas para seguir cosechando el maíz en cuanto fuera posible.

Por tierras leonesas quedará un 20% de sembrar en los secanos, y casi todo en los regadíos, según calcula el técnico de LESA Luis de Juan. El runrún es que se ha puesto algo menos que el año pasado. El agua está condicionando los trabajos estos días. En las zonas más sanas de León se puede hacer algo, pero en algunas otras será casi imposible ya.

En la zona de Carrión de los Condes (Palencia), la siembra ha sido interrumpida por el agua. A finales de la semana pasada estaban terminando de poner los trigos y preveían en la Cooperativa Agrícola Regional (CAR) que pronto empezaran con las cebadas. Tienen aproximadamente un 70% de la superficie ya sembrada.

En Saldaña y el norte de Palencia se han sembrado casi la totalidad de los centenos y triticales. Queda por poner algo de avena. Hay cerca de un 90% de las parcelas sembradas. En la zona de Villamartín rematan las siembras, apuntan también desde CAR. Y empiezan los abonados y los tratamientos herbicidas de las primeras siembras.

Por Soria va “todo normal”, explica el responsable de Cultivos de Copiso, José Antonio Gonzalo. Llevaban puesto en torno al 40% del trigo hace seis días. El fin de semana paró todo bastante por el agua.

Los trigos van “lentos” en lo que a la sementera se refiere en la comarca del Arlanza burgalesa. Las cebadas están ya casi todas, confirma Sandra Hernando, técnica de Arlanza Sociedad Cooperativa. Han caído 80 litros en pocos días, y eso también influye. Algunas fincas comienzan a despuntar, pero hay que esperar para que se generalice la nascencia. Centenos y colzas están muy bien en esta zona de Burgos. En las leguminosas echa el agricultor ahora algunos sellantes para el control de malas hierbas. siembra cereal

Cerca, algo más al noroeste, los de Oadarpi han puesto ya el 80% de los trigos y un 30% de cebadas tempranas. Si las nieblas no se ceban será posible que oree el terreno y acabar para mediados de mes. De lo contrario siempre queda la opción de las cebadas tardías. El gerente de la cooperativa , Cecilio Santiago, está satisfecho de cómo va la campaña. “La gente está contenta”, confirma.

Al norte de la provincia, en Miranda, han podido laborear bien, según señalan desde la cooperativa Virgen de Altamira. Les quedará de sembrar un 30% de los trigos. Con la cebada maltera que ponen en la comarca no han empezado todavía, aunque lo harán pronto.

NOTICIAS RELACIONADAS
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img