spot_img

La publicación agraria líder

martes, junio 25, 2024
spot_img
InicioOtros CultivosLenteja, un cultivo rentable que mejora los suelos

Lenteja, un cultivo rentable que mejora los suelos

"Si le tratamos adecuadamente y le proporcionamos los cuidados que necesita, alcanzaremos su máximo poder productivo y calidad del producto final", como explican desde Agropal
La lenteja es uno de los cultivos más antiguos que se conocen, y sus primeros indicios datan de unos 7.000 a 9.000 años de antigüedad y su cultivo comenzó en Israel. La civilización egipcia destacó por su cultivo intensivo y por ser los primeros exportadores de lentejas.

Actualmente se le considera como un cultivo secundario o residual y “si se trata adecuadamente y con los requerimientos que necesita, se alcanza su máximo poder productivo y calidad del producto final”, como indican desde Agropal.

Con la idea de que al ser una leguminosa ya por ella misma produce su nitrógeno para vivir y producir, y no se hace ningún tipo de aporte de fertilizantes. “Un grave error, ya que en sus primeros estadios la planta no tiene capacidad de crear nutrientes y por lo tanto tenemos que aportárselos”.

Si se hace una buena aportación de fósforo, la formación de raíces será la adecuada para poder formar los nódulos fijadores de nitrógeno y la cantidad de nitrógeno a aportar puede ser reducida. También hay otros microelementos importantes, como son el azufre y zinc, que permite un cultivo más sano y de mayor calidad.

Otro factor importante a tener en cuenta en la producción de lenteja, como afirma Agropal, es el control de las malas hierbas. Con toda la nueva regulación comunitaria en fitosanitarios, no se dispone de un gran abanico de productos para combatirlas, pero hay soluciones como:

– Contra hoja ancha: Benfluralina 18%, Aclonifen 60 %, etc.
– Antigramíneas: Nervure, etc.

“Posiblemente el punto más importante para conseguir una buena cosecha son los tratamientos insecticidas”, y así las principales plagas que soporta son: Sitonas, Pulgones y Gorgojos. Para luchar contras ellos es fundamental dar un tratamiento insecticida, a base de deltametrin o lambda cihalotrin antes de floración para conseguir el mayor número de flores sanas y por tanto más vainas y otro tras floración para evitar picaduras en frutos que nos harían aumentar las perdidas por destríos.

“Es un gran cultivo dentro de las rotaciones de nuestras las explotaciones, que cumple con el 'greening' o pago verde de la nueva PAC y es mejorante del suelo para próximos cultivos, en especial si sembramos cereal después de lenteja”. Por todo ello Agropal anima a sembrar lentejas: un cultivo rentable y que aporta nitrógeno a nuestro suelo.

Este 2016 ha sido declarado por la ONU como el Año Internacional de las Legumbres y, por ello, en Castilla y León se están llevando a cabo diferentes iniciativas para poner en valor estos productos. Las lentejas aportan mucho hierro, fósforo, magnesio, así como potasio y zinc, indispensables para la salud de los huesos. También son ricas en vitamina B3 que contribuye a mantener en buen estado el sistema nervioso.

NOTICIAS RELACIONADAS
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img