spot_img

La publicación agraria líder

lunes, marzo 4, 2024
spot_img
InicioMaízSiembras de primavera: regresa la remolacha, cae el maíz y la patata...

Siembras de primavera: regresa la remolacha, cae el maíz y la patata es una incógnita

Una vez más, las cifras globales apuntan a un descenso en la superficie de patata, pero al acercar la lupa a los diferentes territorios el relato es diferente. Se buscan semillas de leguminosas y el girasol vuelve a consolidarse como alternativa

Ricardo Ortega

Los precios del azúcar están alcanzando cotas elevadas en los mercados internacionales y, en España, en los últimos 12 meses su precio se ha encarecido un 52,6% en el supermercado.

Esto se traduce a los contratos entre industria y agricultor, y a la superficie de cultivo, pero no en todas partes. Luisma Palencia, de la cooperativa Arión, señala que en su comarca el cultivo de la remolacha caerá en torno al 20%.

Hay un nutrido grupo de agricultores que dejó el cultivo en su momento y ya no volverá, a lo que hay que añadir aquellos que tienen dudas respecto al compromiso de cinco años que exige la PAC. Hay localidades, como Villalbarba (Valladolid), que tuvieron 1.700 hectáreas de remolacha y hoy solo queda un productor que apuesta por ella, con 10 hectáreas.

En las oficinas de Campal hay agricultores que se interesan por la raíz para sembrarla por primera vez y en comarcas como la de Toro la superficie de cultivo va a crecer este año. O en el valle del Tera, también en Zamora, hay ganas de remolacha, pero todo depende del agua disponible.

El problema en las zonas de siembra temprana reside precisamente en la disponibilidad de agua, especialmente entre quienes riegan con agua del canal, puesto que dependen de la CHD para los primeros riegos.

“Un gran impulso”

José Cortijo, de Fertiberia, destaca que la remolacha ha cogido un gran impulso este año, como hace tiempo que no tenía: “Es una gran noticia para Castilla y León, con cientos de agricultores que mantienen el cultivo en sus rotaciones”.

El precio de la energía sigue estando alto, “pero podemos decir que el agricultor que se queda en el regadío es el más profesional, el que posee mayor capacidad de adaptación y el que tiene más claro cuáles son sus costes”.

Es algo que se pone de manifiesto este año, “con un agricultor que se está haciendo valer”. Tanto en relación con la patata como con la remolacha o el maíz dulce, “la industria sabe que si quiere cerrar un compromiso con el productor deberá poner dinero sobre la mesa”.

“Los contratos que se firman ya no son los que impone la industria, sino los que establecen las dos partes. Porque el agricultor es cada día más profesional y puede ofrecer producción a la industria, pero también calidad y trazabilidad”, señala Cortijo.

Eliseo García, de Chatún (Segovia), llevaba 20 años sin cultivarla y este año sembrará 20 hectáreas, atraído por los buenos precios acordados con la industria, “algo que no se produce con otros cultivos, como los hortícolas”.

La colza lo tiene peor

Peor lo tiene la colza. Agroseguro ha recibido partes de no implantación por más de 9.000 hectáreas, en las que el agricultor ha tenido que levantar el cultivo si desea cobrar el seguro. La mayoría lo ha hecho en marzo.

Los problemas empezaron antes de las navidades, pero muchos agricultores quisieron dar una oportunidad a la planta. Después del agua caída a finales de enero y principios de febrero se vio que el cultivo “no tiraba” y los partes empezaron a llegar a las oficinas de Agroseguro.

Otro año de girasol

Un año más, muchas parcelas sin sembrar se van a destinar a girasol, que ya no tiene los precios de hace unos meses pero que sigue interesando al agricultor para las rotaciones, ya que deja el suelo en buen estado y contribuye a limpiar de malas hierbas.

“El girasol ya no es el patito feo de los cultivos”, subraya Carlos Lobejón, de Agropal. La opinión es general en todas las zonas productoras.

Se busca semilla de leguminosa

La PAC hace que este sea un año de cultivos mejorantes. En muchas zonas la semilla de las leguminosas está en precios muy elevados… en el mejor de los casos. Porque muchas veces ni siquiera está disponible. Una de las cuestiones candentes es que se exige que la semilla sea certificada, según el agricultor de Pozoantiguo Obdulio Barba.

En el Cerrato el guisante ha estado muy caro, pero sin problemas de disponibilidad.  La veza ha sido más difícil de encontrar.

En León ha faltado semilla de veza igual que antes hubo escasez de guisante, y en todos los casos con precios astronómicos. Hay preocupación por encontrar cultivos mejorantes de los que hay simiente… y que después encuentren comprador. Crece la siembra de garbanzo, pero también de cártamo y esparceta, según Luis de Juan, de LESA.

En cuanto a los cultivos forrajeros, las siembras de alfalfa se han realizado como otros años, sin muchas dudas por parte del agricultor puesto que sigue siendo un cultivo interesante para la rotación.

El enigma de la patata

Una vez más, las cifras globales apuntan a un descenso en la superficie de patata, pero al acercar la lupa a los diferentes territorios el relato es diferente. Emiliano Marcos, de Interagro de patatas, apunta que sus previsiones eran de una ligera caída en superficie respecto al año pasado.

Sin embargo, los acuerdos con los productores han fructificado y la compañía va a plantar patata en unas 470 hectáreas de Castilla y León, una cifra casi idéntica a la de 2022, con las mismas variedades de entonces.

Interagro avanza estos días a buen ritmo en las zonas más tempranas, como el entorno de El Carpio (Valladolid) y la zona de Cantalapiedra, en Salamanca.

En Casasola de Arión (Valladolid) la patata se había abandonado hace cerca de dos décadas, pero regresó el año pasado gracias a los acuerdos entre agricultor y operador.

El agricultor recibe un dinero fijo por hectárea y se le pagan los gastos, que superan los 8.000 euros por hectárea. El año pasado proliferó la plantación de variedades como Agria, Lucinda, Tiger o Monalisa y este año se pondrán las mismas variedades.

Al ser una zona que llevaba tantos años sin el tubérculo, ofrece una patata sin problemas sanitarios y de calidad, con una capacidad de conservación muy importante. El agricultor Luisma Palencia destaca que la patata es una opción de regadío muy válida, aunque el productor “debe cambiar la mentalidad” respecto a otros cultivos, como la remolacha, y tener muy claro que se trata de un cultivo hortícola, delicado, que se debe tratar cada 15 o 20 días.

Menos maíz

En el regadío de León se van preparado los suelos para la siembra del maíz. Se trabaja con calma porque hay mucho margen para empezar, pero ya son unos cuantos los que han comprado la semilla.

El maíz sigue siendo rentable y la provincia conserva su liderazgo en este cultivo, de eso no hay duda, pero también es cierto que la superficie puede caer entre un 5 y un 10%.

Se nota la competencia de otras opciones, como la remolacha, que podría duplicar su superficie en las nuevas zonas de regadío, como Payuelos. También por las exigencias de la PAC respecto a diversificación de producciones.

El maíz también bajará algo en la provincia de Salamanca. Los regantes del Canal de Babilafuente tenían intención de sembrar maíz, pero la PAC les obliga a descansar un año después de tres seguidos. “Este año ya es el tercero, de modo que el productor ya se está planteando cuál será la rotación del año que viene”, apunta José Antonio Marcos, de Campal.

¿Crisis en la huerta?

Eliseo García lamenta que la superficie de hortícolas se va a reducir este año de forma sensible. La culpa está en la remuneración de una zanahoria, un puerro o una remolacha de mesa con unos costes disparados, que debía soportar el productor en exclusiva. “Han matado a la gallina de los huevos de oro porque la gente se harta de perder dinero todos los años; ahora se retrae a la hora de sembrar”, denuncia.

Los retos del ovino

La ganadería tiene una cita en Valladolid el 12 de abril. La Jornada Técnica Profesional del Ovino, organizada por la Diputación de Valladolid de la mano de CAMPO, analizará los retos de este sector. Técnicos y profesionales repasarán los temas más candentes, con un análisis de fortalezas y oportunidades.

Como plato fuerte, la jornada contará con la ponencia marco de Carlos Buxadé, catedrático, asesor internacional y una de las primeras referencias españolas en investigación de mercados ganaderos.

¿Te ha interesado esta información? Suscríbete a nuestra revista y recibe todos los meses el mejor análisis de la agricultura española.

NOTICIAS RELACIONADAS
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img