spot_img

La publicación agraria líder

lunes, mayo 27, 2024
spot_img
InicioDESTACADALa sequía también compromete la producción de castaña

La sequía también compromete la producción de castaña

Asaja alerta de la pérdida de más del 80% de la producción de castañas rubias y tempranas en el Valle del Genal (Málaga) por la falta de precipitaciones. El 20% de la producción se salva gracias a la variedad portuguesa que, al madurar antes, se ha visto menos afectada por la sequía

La Asociación Agraria de Jóvenes Agricultores, Asaja Málaga, alerta de la pérdida de más del 80% de la producción de castañas de los tipos rubia y temprana en el Valle del Genal por la falta de precipitaciones. Es tal la falta de género que alguna cooperativa de la zona ha anunciado que este año no abrirán sus puertas.

Y es que, a pesar de que el 20% de la producción se ha salvado con un fruto de la variedad portuguesa, que al madurar antes se ha visto menos afectada por la sequía y es un producto de alta calidad, se trata de un descenso importante en la producción.

Las precipitaciones no han llegado, lo que a corto plazo genera el descenso de producción, pero que a largo plazo, el déficit arrastrado, incita a los árboles a su desaparición paulatina.

“Hemos estado años intentando controlar la plaga de la avispilla, y ahora que más o menos está dominada, vienen estas temperaturas extremas y falta de lluvias para terminar con esta producción”, indica Salvador Sánchez, castañero de Genalguacil.

La situación meteorológica ha llevado también a que se adelante el bosque del cobre. “A estas alturas del año las hojas se encuentran en el punto que debería estar a final del otoño”, asegura Salvador.

Como ocurre en otras zonas agrarias de la provincia, el gran problema de la comarca es la “falta de agua e infraestructuras para poder aprovecharla”, como indica la castañera de Igualeja, Isabel Vázquez.

A pesar de que esta temporada los productores de castaña verán mermados sus ingresos, se da la circunstancia de que tienen que invertir en limpieza y adecuación de la arboleda de cara a próximas campañas. “No vamos a generar apenas ingresos, pero nos va a costar el dinero porque las labores hay que seguir realizándolas por muchos motivos: vegetales, ambientales, etc”.

Cabe recordar los beneficios ambientales y paisajísticos que genera el castaño en estas localidades de la Serranía, donde suponen un importante reclamo, no sólo como producto de consumo, si no como bien material que aumenta el valor del entorno, genera ingresos y evita el despoblamiento.

Es por ello que, desde Asaja Málaga, solicitan a las administraciones que apoyen y presten atención a esta gran riqueza de la provincia de Málaga y que de seguir así, llegará a desaparecer, lo que además supondría una merma en la población de localidades como Genalguacil, Igualeja, Jubrique, Pujerra, Parauta o Cartajima.

NOTICIAS RELACIONADAS
spot_img
spot_img
spot_img
spot_img